Ésta Planta construida en Álava, con reactores vitrificados de 25m3/h y tuberías de acero al carbono teflonadas para el procesamiento de efluentes acelerantes y colorantes es una de las instalaciones de éstas características con más envergadura realizada en España. La instalación está diseñada para operar a 120ºC y soportar temperaturas inferiores a 0ºC. Los tanques de peróxido de hidrógeno y su piping obligaron a desarrollar un diseño eficiente para  una operación segura. Planta diseñada según código ASME y normas ANSI de Repsol.